lunes, 4 de febrero de 2008

SUDOR - El último día.


Miro atrás y apenas recuerdo a aquel muchacho que salía de la escuela pensando en sembrar los bosques de esta Euskadi con sus ganas de vivir. Esos bosques en los que he escondido lágrimas de personas tan libres como yo lo era, Esos bosques de eucaliptos en los que una sola muesca ha sembrado pánico a una familia, ¡soledad! Triste soledad. Soy agricultor de rabias inocentes. Soy mercancía comprada a precios comunes en un mercado laboral. ¿Dónde está mi licenciatura en democracia?

Sudor. Enfermo por este sudor que ensucia mi piel cuando recibo el mensaje, que se cuela en el alma y tapona las ideas de libertad. Llamo libertad al ver como los libres sudan.

Me llaman humano en la taberna, jugando al mus. Mi compañero es hijo del que fue alcalde obligado de esta aldea en los años sesenta, al que mataron porque defendió la igualdad entre ciudadanos de un gran pueblo, Ahora sudo, sudo cuando digo que mi único pueblo es Euskal-Herria. Mi padre, un ciudadano de paz, decía que eres de donde comes y yo no se donde puedo comer mañana. Hoy de aquí, mañana de allá. ¿Quién soy entonces?

Sudor por pánico cuando apunto porque no apunto. Disparo y confieso que lo hago con los ojos cerrados y sudo… Sudo y suplico porque no vea mi cara el gudari que corre junto a mí. Sudo porque desconozco sus ordenes, solo las mías. Mi cuartilla decía disparar, la suya… tal vez dispararme si sudaba. Me aterra que a mi mente llegue la guerra y sudo. ¿Qué guerra y de quién? ¡Mía! puedo afirmar. Mi hermano dice que no es nuestra la guerra del español ¿Qué español? ¿Qué guerra?

Moriré si lo merezco, pero prefiero de viejo que por manos asesinas del agonizante. ¿Cuándo terminará esta pesadilla? ¿Qué queremos? ¿Dónde la respuesta? Quiero olvidar esto y no me dejan...


= = =


Chechu Arroyo
copyright Chechu Arroyo ©

9 comentarios:

Maribel Sánchez dijo...

Date una vuelta por mi casa que algo te espera allí.

Besazos de lunes

Chechu Arroyo dijo...

Maribel:
En tu blog he dejado algo a compartir. Gracias guapa.

Moony dijo...

He vivido inmersa en la locura de una Euskadi extraña.
Con dos caras bien reales.
la de la gente normal, que vive como en todos los sitios, ríe y llora, como todos, pero con el estigma, que lo es, de ser vasco. Escuchando lo que no le toca oír, defendiéndose de lo que nunca hizo.
Y la otra. la de un lugar donde se crían alimañas que se revuelven contra todo y contra todos. Que diseminan dolor y odio por donde pasan.
Y sigo sientiendo que es una de mis casas.
Donde vi la luz,corrí y salté, descubrí los matices de los verdes, los sabores sencillos, los olores de la hierba, la tierra. Tantas cosas...

Un abrazo.

Un abrazo.

Sibyla dijo...

Debe ser muy duro, pertenecer a un pueblo dividido, a una región donde el miedo y la sinrazón, acechan desde cualquier esquina...
¿Cuándo terminará la pesadilla?
¿Lo sabe alguien?...

Besos:)

El Viento dijo...

Puede el "miedo" encadenar acciones aberrantes? O es la cobardía? La mezcla de ambas puede parir el terror.. Hay terror en ese lado? Creo que sí, Chechu. Tú nos lo has contado y muy bien..

Un abrazo.

Shikilla dijo...

Te confieso que hoy me has dejado sin palabras, me has emocionado desde una atalaya donde nunca había subido.

Quizás esta cara de la moneda exista, no digo que no, pero no creo que quien reflexionara de ese modo, con esas palabras que pones en su pensamiento, impregnadas de tu sensibilidad, actuara como lo hace. No sé, mi escepticismo es grande, tal vez porque durante mucho tiempo el dolor no ha dejado sitio para más.

Qué bien has elegido la imagen de la "marioneta".

Por cierto, adoro el mus.

Un beso

Chechu Arroyo dijo...

Moony:
Sigue sintiendo que es uno de tus hogares ¡claro que sí! Me ha gustado lo de "la gente normal" porque solo hay un porcentaje pequeño de anormales.
Un beso guapa y sigue sintiendo tu alma de donde es.

Sibyla:
Poco a poco va terminando (creo) pero pienso que si las noticias sobre esta gentuza fueran una simple frase en el telediario de las tres y a toro pasado... No hay que hacerles la actual publicidad gratuita.
Un beso.

Viento:
Yo estoy seguro que solo se atreven en grupo. Pasa siempre con este tipo de organizaciones. También estoy seguro que los hay arrepentidos y amenazados. Eso es miedo.
Un beso.

Shikilla:
No se si el tema es para emocionar... pero si es para reaccionar.
Un besazo.

Fermina Daza dijo...

Ser tratado como moneda de cambio, como mera mercancia de trueque, privandotete de tus derechos más inalienables. Es terrible.

Un abrazo

Irene

Chechu Arroyo dijo...

Irene:
Si muchos de ellos miraran atrás y vieran la cruda realidad, se darían cuenta que son "robots" programados desde la infancia o adolescencia.
Un beso.