domingo, 6 de diciembre de 2009

NO ES PAZ


No confundas, ¡no!
No es la paz trinchera tapada
por lodos de una guerra,
ni fusiles destruidos
en hogueras de tinieblas,
ni las firmas bajo cuero
de dos hombres con cartera.
No, no es así la paz.
La paz es…
no se decirlo,
no se verlo,
miro mapas y no lo entiendo.


Jesús Arroyo
copyright Jesús Arroyo ©

23 comentarios:

Fernando dijo...

Querido Jesús: el mundo se ha construido sin paz. El Sumo Hacedor no la ha incluido. ¿Cómo si no se explica que los seres de la Tierra nos tengamos que coner unos a otros para sobrevivir? Quizás alguna empresa multinacional se convierta en otro Sumo Hacedor y descubra algo que nos evite alimentarnos de los demás, pero en ese improbasble caso, tendríamos que matar solamente patra tener sitio. Un fuerte abrazo.,

Elsa dijo...

Horroriza pensar que tú no la veas, que no la veamos. Triste es la realidad que comenta Fernando. Es una palabra que todos sabemos que existe en el diccionario pero que, desgraciadamente, se queda en eso, en voz inaplicable e inalcanzable.

Aun así, felíz día, madrugador (es domingo...)

Un beso.

Jesús Arroyo dijo...

Fernando y Elsa:
Así tendrá que ser, pero... ¿verdad que jode?
Veo que también seguís ese dicho de "A quien madruga, dios le ayuda a tener sueño"
Un beso para ambos.

La Solateras dijo...

Hola, madrugadores domigueros. El tópico de que la paz debe estar dentro de cada uno de nosotros creo que es cierto. Pero es que tendría que estar dentro de los que tienen el poder y eso está muy lejos de ser cierto.

Mª Ángeles Cantalapiedra dijo...

Sabes? dice que lograr comunicar y sentir es un gran don, tú mi jesusito lo tienes...

Paloma dijo...

Ojalá no perdamos la esperanza, a pesar de los tristes augurios que se nos imponen y un día no muy lejano la paz sea una realidad al alcance de la mano.

La paz sea contigo Jesús ;-)

Un abrazo grande.

Noray dijo...

Yo sólo quiero
que diálogo y poesía,
silencios y palabras,
sean las únicas trincheras
donde se libren siempre
las más crueles guerras
para forjar la paz.


Un fuerte abrazo

Alodia dijo...

La paz la tenemos que construir entre todos, por muy difícil que sea. Aunque estamos atravesando tiempos complicados, creo en la esperanza de un mundo mejor. Abrazos.

Fernando dijo...

Hiola, Jesús. Me vuelvo a colarme para pedirte que, por favor, no vuelvas a llamarme maestro. Soy discípulo, y de los mediocres. Un saludo.

Terly dijo...

Querido Jesús, aunque pueda parecer duro, la paz está en los cementerios, donde no hay más rico ni más pobre, donde el orgullo queda bajo tierra, donde las envidias son polvo o cenizas, donde a nadie puedes hacer daño ni esperar a que nadie te lo haga, donde la única guerra que existe es la de los gusanos por llevarse el mejor o mayor bocado.
Si, lo sé, tétrico pero real como las muerte misma.
Un abrazo.

Lucía dijo...

¡Si la Paz se pudiera hacer trazando caminos de tinta!
Ojalá un día sin más...sea.
Besazos miles.

Juan José Romero M-E. dijo...

Hola Jesús:
¿Nos conocemos?...
Vaya un comentario tétrico te ha hecho Terly.
Yo creo que la paz sabemos obtenerla y administrala cada uno de nosotros, lo que sucede es que no nos da la gana.
Un abrazo.

Julia R dijo...

Yo creo que los caminos de tinta como el tuyo, aportan un granito de arena a la reflexión humana sobre la paz.
Pero es más fácil hacer lo de los últimos versos, ser sordo, ciego y mudo, no entender para no hacer.

Un gusto conocerte, saludos.

anabel dijo...

Imposible la paz entre los hombres si no existe esa paz dentro del coraz´on de cada uno.
No creo que debamos culpar al Sumo Hacedor, como dice Fernando,de la ausencia de paz, porque sencillamente nosotros le hemos dejado de lado, queremos una vida "libre", lejos de El, as´i que tenemos justamente lo que queremos:gestionar nosotros solitos el mundo, sin contar con El...y as´i nos va.

Un abrazo.

Jesús Arroyo dijo...

Solateras:
Los que tienen el poder (y tienen que existir) deberían tener rozaduras en los pies y no callos en el culo, pero...
Besos.

Cantalapiedra:
Un "gran don" es aquella persona grande por sus hechos y no por la palabra. Tal vez sea un charlatán ¿no crees?
Un besazo, guapa mía.

Paloma:
Sin creerme pesimista, creo que es un imposible.
Un besazo.

Noray:
Sería un sueño y al despertar,
volver a dormir para soñar lo mismo.
Un abrazo.

Alodia:
¡Lo estás diciendo! Crees en la esperanza. Yo también, otra cosa es la paz real.
Besos.

Fernando:
Estás en tu casa para entrar las veces que desees.
Te crees discípulo y mediocre. Díscipulos somos todos, hasta los maestros. Mediocre, amigo mío, no lo eres.
En cuanto a lo de maestro, estás en pleno derecho a pedirlo y así se hará. "Buen mandao" que es uno, jeje.
Un fuerte abrazo.

Terly:
Pues... que quieres que te diga, que "casi" tienes razón. Desde que les da por esconder y/o trasladar muertos sin que nadie se entere... ni ellos tienen paz.
Un fuerte abrazo.

Lucía:
Me parece a mi que verdes las han segado.
Besos mil, bella dama.

Juan José:
¿Puede ser del Gijón?
La interior, sí, pero yo no me refiero a esa, me refiero a la global y esa, amigo mío, no se va a celebrar nunca.
Ahora llámame, si quieres, "hombre de poca fe" jeje.
Un abrazote.

Julia:
Pues nada, nada, olvidémonos de los últimos versos y pongámonos las pilas. ¿Quién acompaña?
Saludos y gracias por entrar.

Jesús Arroyo dijo...

Anabel:
Yo aquí, llegados al punto de ese Él...
No soy creyente. No puedo contar con "alguién" que, de existir, esté demostrando constantemente lo injusto que es.
Respeto opinión, creencia, fe, palabra... pero, ¡jo! que dificil.
Besazsos.

BLANCA LIBIA HERRERA CHAVES dijo...

YO AÚN LA SUEÑO... CUANDO CIERRO MIS OJOS Y RECUERDO CON NOSTALGIA EL VERDE DE MI PUEBLO... NO ES PAZ LA PALOMA VESTIDA DE BLANCO... SI EL NIÑO VESTIDO DE NEGRO MUGRE LLEVA LOS DIENTES MANCHADOS DE PEGANTE Y HAMBRE...

UN ABRAZO...

Akanesita! dijo...

Que hermoso! y por supuesto triste notar que la construcción de la "paz" se ha forjado en la guerra y las divisiones. Lamentablemente es una palabra, pero siempre existirán idealistas ciertos que la pensarán como una acción, casi inalcanzable.

Saludos!, Me encantó su blog!

Julio Castelló dijo...

La paz... Puro deseo, anhelo, la más hermosa e íntima utopía. No hay que irse muy lejos para mirarle a los ojos a la guerra. Basta, a veces, un espejo.
Pero con gente como tú la utopía parece más cerca.
Un abrazo.

Malena dijo...

Mi querido Jesús: La Paz así con mayúscula solo puede verse en el corazón de cada persona. Cuando esa paz se extienda podremos ver los resultados, de momento son corpúsculos aislados que esperan convertirse alguna vez en una pandemia.¡Ojalá la veamos!

Mil besos y mil rosas.

P.D/ No pude coger el AVE pero te aseguro que cuando vaya a Madrid, te aviso y tendrás que demostrarme que vas a comprar el pan así, sino me volveré a Barcelona totalmente frustrada. :)

Xiomara Beatriz dijo...

La paz imposible lograrla cuando el corazón este ciego aunque tengamos los ojos abiertos…pudiera ser una realidad pero por ahora solo es un sueño…amarrados estamos en la raíz de egoísmo…en vez de sembrar almas sembramos devastación y sombras robamos la esperanza a generaciones inocentes que nos siguen…Jesús siempre un placer venir a leerte…besos

Xiomara Beatriz dijo...

Jesús quise decir sembrar albas ...soy cegatona ..pero aprovecho y te envio mas besos

Jesús Arroyo dijo...

Blanca:
Sí, sí, sí. Tienes toda la razón. La paloma no deja de ser un símbolo, el niño una realidad.
Besos.
Estás en tu casa.

Akanesita:
¿verdad?
Gracias, estás en tu casa.

Julio:
La tenemos en la puerta. Siempre amenazante.
Un abrazo, buen amigo.

Malena:
¡Ojala!
En cuanto a lo de Madrid, espero recibir la noticia de que estás por estos lares. La panadería es cafetería y el café está de rechupete.
Besazos.

Xiomara:
Mientras todo sean intereses económicos...
Besos.