jueves, 13 de enero de 2011

FACTORÍA


Han suspendido el servicio de basuras,
ya no es necesario.
Los despojos se sumergen, marea humana.

Crece la factoría,
seis ratas laboriosas rompen bolsas
para que un niño, con su padre,
elija el postre de la cena.

Jesús Arroyo
copyright Jesús Arroyo ©

24 comentarios:

Jose Zúñiga dijo...

Como un puñetazo.
Ay, esos postres...

La Solateras dijo...

Tristemente, la vida misma.

Un abrazo, Jesús.

Sara dijo...

Ains mi estimado Jesús...un panorama totalmente desolador... como la misma basura...como los montones y montones de carbón que se apilan en mi pueblo...sin ser quemados....todos en casa...sin trabajar....esperando a ver si hay postre o ya no habrá más nunca de este postre.
Panorama vomitivo en general

Te dejo mi abrazotedecisivo de cariñosssssssss

Terly dijo...

El contenedor frente al Super es su plato, duro pero cierto.
Un abrazo.

Manuel dijo...

Y nos dicen que va a mas...

Aunque no la lleve, habré de poner las barbas a remojar.

Abraos.

César Sempere dijo...

Desolador.

Saludos,

ROCIO dijo...

Realidades feas y no fáciles.

Espero estés bien e ilusionado con el recital. Ya nos vemos en Granada si no pasa nada en contra.

Feliz Año y un besote.

Rocío

Jorge Torres Daudet dijo...

Se disputan esos postres, las ratas y los pobres.
Un abrazo, Jesús.

Jorge Torres Daudet dijo...

Se disputan esos postres, las ratas y los pobres.
Un abrazo, Jesús.

Rafael Mulero Valenzuela dijo...

Querido Jesús: terrible realidad a la que desgraciadamente estamos ajenos.
Un abrazo

40añera dijo...

Cuanta realidad y dureza.
Un beso

Elvira Daudet dijo...

Querido Jesús:

Tu poema es breve y brutal como un tiro a quemarropa.

Me hubira ecantado ir a Libertad por veros a los amigos, pero estoy dosificando las salidas; todavía no estoy entera.

Un beso muy fuerte, cariño.
Elvira

Emilio Porta dijo...

Si, es brutal, tan brutal y terrible como ver a esos grupos, muchos de ellos venidos de fuera de España, agruparse al cierre de los supermercados y recoger en bolsas lo que estos tiran: yogures caducados, frutas en mal estado...Sí, cuando nosotros terminamos las colas que, a veces nos incomodan, para pagar y llenar las bolsas, no tenemos en cuenta que hay otra cola nocturna fuera para recoger comida más o menos deteriorada...Gratis, eso si. La última vez, al ir a aparcar en la puerta del super, al lado de las cajas de cartón, un hombre joven, encima, me dijo, "Perdone, ¿le molesto?" "No, no se preocupe, no se preocupe..." No pude decir ninguna otra cosa.
Mientras, el cartel de Mercadona empezaba a apagarse. Era invierno, llovía. Acababan de dar las diez.
Sí, Jesús, está bien que nos refresques la memoria. Ah, se me olvidaba: era la época de Navidad. Pero eso no tiene importancia. Bueno sí, seguramente, entre los desechos, habría alguna caja de mazapán duro.

carmen jiménez dijo...

Una factoria rentable a juzgar por la cantidad de sucursales que está abriendo por el mundo. En cada esquina parece que hay una, aunque en nuestro pueblo ni eso va quedando sumergidas ya bajo el mismo suelo.
Triste, muy triste.
Un beso

Malena dijo...

Mi querido Jesús: Lo veo cada día como remueven las basuras y siempre sacan algo que les interesa. No es ciencia ficción. No. Desgraciadamente no.

Mil besos y mil rosas.

Sakkarah dijo...

Muy triste... Muy próximo a la realidad.

Un beso.

Paloma Corrales dijo...

Y lo peor es que nos acostumbremos al panorama, que dejemos de "verlo".

Besos, Arroyo, me ha gustado esa mirada.

Mari Carmen Azkona dijo...

Ojos que no ven corazón que no siente...Pero no es bueno cerrar los ojos y aún es peor no sentir. Duele, duele mucho.

Gracias por no cerrar los ojos.

Besos y abrazos.

Nines Díaz dijo...

Lo de las ratas rompiendo las bolsas de basura tiene una dureza de imposible digestión aunque sea la vida misma.

Un abrazo

Laura Caro dijo...

Es una realidad que está mucho más cerca de lo que parece; hay muchas familias completas en paro que no tienen otra salida.
Brutal, Arroyo.
Un beso.

Jesús Arroyo dijo...

Jose:
Cierto. Lo malo es que cada día hay mayor número de "sacos de boxeo".
Abrazote

Ana:
La vida msima, la noche misma.
Besito

Sara:
Mal panorama, pero no perdamos la esperanza y si podemos poner nuestra miguita...
Beso

Terly:
Cada noche hay más "compradores".
Abrazo

Manuel:
No me gustaría tener que dejarte un trocito de la mia y, de esta manera, ir por parejas.
Abrazote

César:
Es el resultado de una plaga política.
Abrazo

Rocio:
Graná será tierra de poetas por siempre.
Besito

Jorge:
Y siempre permanecemos quietos, lo único que se nos mueve son los ojos.
Un fuerte abrazo, creativo.

Rafael:
Reaccionemos.
Abrazo

40añera:
Tenemos parte de la solución, pero...
BEso

Maga:
Gracias por comentar sobre el poema.
Lo de Libertad fue muy bonito, muy diferente, pero nos quedan muchos recitales y lecturas a las que ir, en los que estar.
Lo importante es tu recuperación.
Besazos enormes, Elvira.

Emilio:
Nos ha pasado a todos. Miramos la fotografía porque creemos que nunca nos podrá llegar.
Nos llegue o no nos llegue, si apretáramos un poco los dientes... pero es facil, llegamos a casa y tenemos un filete sobre la mesa.
Un fuerte abrazo.

Carmen:
Sí. Las "tiendas de alimentación" van cerrando y sus operarios, sus clientes, buscan lugares "económicos" donde llenar la bolsa de la compra.
Beso

Malena:
Hoy ruedan las películas en la calle.
Besito

Sakkarah:
Otra. Otra realidad a sumar.
Beso

Paloma:
Eso es lo terrible. Cada vez nos gusta menos dar el puñetazo en la mesa y dar pasos.
BEsitos

MCarmen:
NO. NO los cerremos. No tenemos derecho a cerrarlos.
Un besito.

Nines:
Incluso hay personas que ven esa escena que citas como necesaria.
Si tuvieran que cerrar sus sedes, sus bancos...
Un beso gordo.

Laura:
En cada puerta de un supermercado, en cada papelera de una plaza, en el basurero de cada municipio.
Besito.

Amelia Díaz dijo...

Como estoy en cama, con gripe, aprovecho para pasearme por blogs que tenía muy abandonados. No tengo perdón.
Hoy estoy poniéndome al día con este tuyo maravilloso, Jesús, mi capitán.

Este soberbio poema me ha traído este otro:

http://azulmareterno.blogspot.com/2010/11/piratas-de-mares-rojos.html

Besos enormes, capitán.

Jesús Arroyo dijo...

Nada. Verás como en unos días de moquito y pañuelo, la gripe se larga a otro cuerpo.
Besos.

Luisa Arellano dijo...

Sin habla me has dejado, Jesús. Qué duro y qué cierto.

Besos.