jueves, 15 de noviembre de 2012

Han pasado las burras de leche


Han pasado las burras de leche
decían mis abuelos.

Al churrero desmarcarse con sus gritos
vi desde un balcón dañado por la guerra.

El afilador interrumpía el aire con sus silbos
antes de que el vendedor de periódicos gritara tres noticias:
- otro pantano inaugurado
- prisión por vago y maleante
- Eleuterio ha robado dos gallinas

y yo vistiéndome de obligación y raso
porque la norma iba escrita en catecismos,
porque las órdenes se cumplían desde niño.

No,
no hay ley que nos imponga ser cobardes.
Igual que la noche,
ha sido nuestra la mañana.

Ha cambiado este país...
Quiero un libro para gritar ¡liberadme!
antes de morir de hambre
en una esquina.


copyright Jesús Arroyo ©



4 comentarios:

La Solateras dijo...

Sólo puedo decirte ¡¡¡Magnífico!!!
Y mandarte un beso.

Amando Carabias María dijo...

Comparto el comentario de Ana, a medias: Magnífico.
Pero te mando un abrazo... :O))

Esther dijo...

Me has trasladado a otro tiempo compartido.
Yo no te mando nada, te lo daré cuando te vea.

LimCo-21 dijo...

Gracias chicas/o.