miércoles, 15 de septiembre de 2010

LA FIERA PERNOCTA


Daremos descanso a "Ropa de Cama"


¿Quién empujará la estela
donde la fiera pernocta?
Temo el momento de su mañana
si el rugido y su eco llenan el silencio
en el que ahora se ausenta.

¿Quién será el elegido para tal suplicio?
¿A qué hora despertará de su letargo?

La calma, protagonista en este día,
señala la zona del combate.
Moriremos todos si nada lo remedia.
Ella paseará sobre el espliego.



Jesús Arroyo
copyright Jesús Arroyo ©

9 comentarios:

Alma Mateos Taborda dijo...

Precioso poema e impecable final. Apaudo tu talento. ¡Felicitaciones! Un abrazo.

Laura Caro dijo...

Quién sabe, Jesús.
Quién sabe.
Un abrazo.

Elena dijo...

Quien la empujará, quien...?
Precioso poema.
Nos vemos a la vuelta de la esquina.

DAISY dijo...

bello como siempre. Suerte el sábado!! Espero ver fotos y leer cositas!! besazos

La Solateras dijo...

Poema enigmático. Nunca se sabe dónde pernocta ni cuándo amanece. Pero que llega, eso seguro.

Espero que lo paséis muy bien en Alcalá.

Besos

Luna Negra dijo...

Dejemos a la fiera que siga durmiendo...

No la despiertes susurrándole tan bello poema.

Saludos.

Mari Carmen Azcona dijo...

Coincido con Ana enigmático poema y eso lo hace más atrayente. Seguro que hay un tiempo y un espacio que nos pertenece pero no corramos a su encuentro...esperemos que no se acuerde y se quede enredada en estos versos.

Besos y abrazos.

Sara dijo...

La fiera pernocta pero siempre acecha, ¡¡aún pernoctando!!... por eso, necesitamos mucha poesía de la tuya para superar a esta fiera y poderla amansar.

Abrazote decisivo lleno de esencia asturleonesa.

Jesús Arroyo dijo...

Queridas amigas:
Con la resaca del III Encuentro no he podido responderos antes.

Alma:
En muchas ocasiones, el final dice casi todo.
Un beso.

Laura:
Un placer conocerte en el Encuentro.
Besos.

Elena:
Habrá muchas oportunidades ¡guapi!
Besitos.

Daisy:
Tienes mucho colgado en los interneses.
Besos ochocientos.

Ana:
Creo que nos vemos el 15. Disfrutaré de tu poesía.
Besos.

Luna:
Bicha, bicha... Habrá que dejarla tranquila.
Besos.

M.Carmen:
Quietos parados!!!
Besazos.

Sara:
¿Crees que se amansará con la poesía?
UN besito ¡guapa!